¿Te has planteado ampliar tu negocio B2B al B2C?

¿Has pensado en como podrías salir ganando si ampliaras el mercado potencial de tu negocio? 

La diferencia que separa los negocios B2B de los B2C siempre había sido muy clara: el público al que se dirigen. Mientras que el B2B (business to business) hace referencia a las empresas que ofrecen sus productos y servicios a otros negocios, el B2C (business to consumer) incluye todas aquellas que ofrecen sus servicios a los consumidores finales.

Sin embargo, como sucede con muchas otras cosas, en la era de la digitalización las barreras se diluyen y esta distinción ya no está tan clara.

¿Conoces el B2B2C?

También la relación entre las empresas B2B y las B2C estaba clara antes, mientras que la primera se encargaba en gran parte de la producción y de asegurar que otras empresas tuvieran los productos necesarios, la segunda procuraba la distribución al consumidor final.

Sin embargo, recientemente hemos sido testigos de cómo la unión entre productores y distribuidores ha dado lugar a un nuevo tipo de negocio: el B2B2C.

El B2B2C aparece como un nuevo modelo de negocio que fusiona ambas funciones (B2B y B2C) y que supone una gran oportunidad de crecimiento para una empresa, pues se diversifica la clientela a la que se dirige, ampliando a su vez la presencia en el mercado.

Así pues, si tienes un negocio B2B, podría interesarte ampliarlo al B2C.

Las ventajas de ampliar tu negocio al B2C

Si te estás planteando ampliar tu negocio B2B a B2C, te interesará conocer las ventajas de esta transformación.

Con el B2B2C tienes la capacidad de poder llegar directamente al consumidor final, sin trabas. Estas son las implicaciones para tu negocio:

  • Puedes llegar a un público más amplio. Diversificar tu clientela supone que puedes gestionar, des de tu propio negocio la posibilidad de llegar a públicos que no te habías planteado.
  • Posicionarte en el mercado. Estar presente en toda la cadena te posiciona en tu mercado, ya que des de tu negocio garantizas una demanda que tu mismo puedes suplir.
  • Potenciar la relación con los clientes. Sin intermediarios, la relación con todos ellos es más directa y puedes controlar mucho mejor la experiencia del cliente. El resultado de tu nueva posición en el mercado y de construir relaciones más fuertes con los clientes sería:
  • Mayor estabilidad comercial con compras recurrentes de tus clientes (existentes y nuevos).
  • Mayor rentabilidad del negocio.

Pero ahora la pregunta es: ¿Cómo puedes ampliar tu negocio al B2C?

Lo que ha permitido esta alianza entre productores y distribuidores y la consecuente fusión de ambos modelos (B2B y B2C) ha sido el desarrollo del mundo digital.

Actualmente, gracias al desarrollo del e-commerce y la nueva logística, son numerosas empresas tradicionalmente de B2B que han sido capaces de ofrecer también sus productos a los consumidores finales, y no solo a otras empresas.

Y para esta ampliación ha sido imprescindible la implementación de nuevos canales digitales en los que estén presentes ambos públicos, tanto empresas como consumidores finales.

Existen ciertas herramientas que pueden ayudarnos a llevar a cabo esta transición.

Los conectores ERP-ecommerce B2C:

Un conector de ecommerce con ERP sincroniza todos los datos clave para asegurar la fluidez de la gestión y aprovechar todas las ventajas del software de gestión de tu empresa: productos, famílias, stocks, pedidos, facturas, etc.

Los conectores facilitan el paso de las ventas solo presenciales o en tienda a la venta online. Se trata de una solución digital que tiene por objetivo ayudar en la transformación de las relaciones comerciales. De modo que también permiten que negocios tradicionalmente B2B puedan generar su propio canal de venta directa al consumidor.

Dentro de la plataforma de Sales Enablement de CatalogPlayer, destacamos nuestro producto CP ecommerce B2C:

Permite conectar los datos el ERP de la empresa (por ejemplo: Sage200, Sap Business One, Microsoft Dynamics) a una página web ecommerce nueva o existente con los principales CMS de ventas del mercado (Prestashop, Woocommerce – WordPress, Shopify, Magento, etc).

Ventajas:

  • Ahorro: La integración de datos entre sistemas genera una reducción de costes y un mayor control y fiabilidad.
  • Rapidez: Fácil implantación del conector que agiliza la puesta en marcha del ecommerce.
  • Integración: Los datos necesarios del ERP se insertan automáticamente en el ecommerce
  • Bidireccional: También los pedidos realizados a través de la web se graban en el ERP